En la serie Liquidos 1.0 el trabajo pictórico de Evita Andújar se adentra en las posibilidades que su pintura pueda crear a través de nuevos estímulos visivos. Se propone explícitamente la idea del individuo y del cotidiano, una sensación de velocidad pictórica fugaz y particularmente íntima. Se obiene así una suerte de vibración muy sutil.
Algo de muy breve y algo de muy conocido se nos echa encima. El punto de inizio declarado por el artista es el bombardeo mediático: la desorientación del individuo. A través de imágenes aparentemente estáticas se deja ver un palpable deseo de transformación. Se trata de la búsqueda más profunda del individuo. El individuo vibra, se mueve, corre el riesgo de perder su identidad y su presencia. Con el flujo continuo e incesante de datos y su dinámica anárquica, la red entra en nuestra vida personal. La comunicación se sobrapone a la identidad.
Los cambios que se han introducido mután nuestro concepto del tiempo, ahora existe una nueva velocidad con la que se mueven las informaciones. Ya no existen sólidas informaciones sino que se han quedado solamente los restos líquidos de lo que fue. Nuestras vidas que ya estaban caracterizadas por la obsesión de las cosas que teníamos que hacer, que ver y que saber ha sido de nuevo transformada por internet. Es màs, a veces, se convierte en internet mismo.
El mundo parece que se disuelve, pero aún se queda, resiste, vibra atónito y se acerca al observador, cotidiano, quizás un poquito distraído, quizás como un pasajero sorprendido.
Este trabajo pitórico reacciona a su vez disolviendose, moviendose, mostrandonos una sensación de la vida, del mundo, del fluir de las cosas.

Fabrizio Pizzuto

“…el estilo figurativo iper-moderno, por así decir, de la pintora andaluza Evita Andújar, que en la serie “Líquidos” reflexiona sobre los cambiamentos del mundo conocido y de como nuestras certezas se evaporen con éste: el fluir incesante de las muchas (demasiadas?) informaciones que invaden la vida cotidiana del Hombre ha condicionado también nuestro concepto del tiempo y del espacio, haciendo que cada cosas sea efímera, volátil, huidiza. Los retratos de Andújar son casi un homenaje a la “sociedad líquida” teorizada por Zygmunt Bauman.”

Raffaella Salato

Ir a la Galería